“Poesía de la vida” de Andrés Aberasturi.

.

Poesía de la vida de Andrés Aberasturi

.

.

ABERASTURI, Andrés: “Poesía de la vida”. 197 reflexiones sobre las grandes y pequeñas cosas.

Editorial La Esfera de los libros, S.L., 2019. Prosa poética. 394 páginas.

.

El libro de Andrés Aberasturi ha terminado lleno de pot-sit que señalan frases, párrafos, capítulos, todo aquello que ha llamado mi atención, que me ha hecho reflexionar, expresiones con las que me he identificado.

Andrés, entre otras, tiene la cualidad de hablar como escribe y escribir como habla, por ello tienes la sensación de estar escuchándolo conforme pasas las páginas.

Es un libro de poesía muy bien escrito donde nos habla de palabras y silencios, amor y desamor, el tiempo y sus estragos, de las emociones, de la soledad, de los recuerdos, ausencias; en definitiva, del mundo, de la vida.

Libro de prosa poética lleno de sonoridad donde cabe todo, desde lo más nimio, como las moscas –a las que el autor detesta- hasta los sentimientos y emociones más fuertes, pasando por la crónica periodística –las niñas robadas en Nigeria por extremistas islámicos, los sherpas del Nepal son 13 vidas perdidas en un alud en Everest, el drama atroz de Lampedusa, los sin techo, las niñas y niños que mueren de hambre…mujeres asesinadas…-.

Nos habla de poesías de la vida y desastres de la muerte, como aquel 2 de septiembre de 2015, una fotografía con la imagen del cuerpecito de un niño con camiseta roja muerto en una playa turca. ¿Cuántos más no han muerto hasta hoy y su última foto no ha dado la vuelta al mundo?

Nos dice de la necesidad que tenemos de ir en busca de palabras, pero esta vez para que nos escuchen sin prisa y nos hablen con una sonrisa en la cara tranquilizándonos –así habla Andrés de sus médicos-.

.

En palabras de Andrés Aberasturi:

“Los pobres hombres y las pobres mujeres no cambiamos la historia porque somos nosotros los que la hacemos día a día”.

“Y a mí, al menos, me gusta esa montaña rusa de sensaciones, ese ir y venir que desboca al corazón y lo incendia o lo hiela en un instante”.

“No, no pienso hacer recuento de mis errores ni de mis aciertos porque los dos son míos y los asumo sin orgullo ni vergüenza”.

“Sitiadme con mentiras generosas porque hoy la realidad me viene grande. Cambio cuatro verdades como puños por un par de mentiras como besos…”

.

Como ya he dicho, más que leer este libro, lo he escuchado. Me pasa siempre porque su voz me ha acompañado a lo largo de muchos fines de semana a través de la radio. Su habla grave, pausada, tranquila, llena de razón y humildad, a veces me da sosiego, otras, me sobrecoge pero nunca me deja indiferente.

Reflexiones teñidas de desencanto con un toque de humor característico que traduce el pesimismo en esperanza, o mejor dicho, resignación, excepto con las injusticias de este mundo que las grita de mil formas y, aún así, no tienen justicia.

Andrés Aberasturi concluye su libro con un capítulo “En blanco”. En él nos da la oportunidad de rellenar el resto del capítulo a nosotros, nosotras. Nos invita a hacerlo de esta manera: “Escribe lo que quieras, pierde el miedo y el respeto a las palabras, protagoniza desde donde estés esta página de un libro que es la tuya. Solo puedo regalarte esto a cambio de tantas cosas. Yo dejo de escribir ahora, recoge tú el testigo de la palabra. Cuando quieras…”

¡Andrés, gracias por el regalo de tus palabras!

.

.

Andrés Aberasturi

.

Índice de críticas literarias.

Elena Fercun

Sígueme en @elenafercun

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>