Archive for : febrero, 2018

“La Comunera” de Toti Martínez de Lezea.

MARTÍNEZ DE LEZEA, Toti: “La Comunera”. María Pacheco, una mujer rebelde. Ed. MAEVA, 2011. Novela histórica, 359 páginas.

La historia se desarrolla en el primer tercio del siglo XVI en Toledo durante el reinado de Carlos I de España -V de Alemania-. Período de las Comunidades, Juan de Padilla -esposo de María Pacheco-, Bravo y Maldonado, son ajusticiados tras la derrota de la Batalla de Villalar, 1521. La única ciudad que resiste es Toledo.

La comunidad toledana se radicaliza al mando de doña María Pacheco. Una vez que se pierde Toledo, María, la Comunera tiene que huir.

Toti Martínez de Lezea relata la pérdida de su marido, Juan de Padilla, el hombre que tanto amó. La lucha por seguir adelante con los ideales de su esposo y sus gentes le hará llevar una vida difícil, llena de avatares, de huidas, luchas, sufrimientos.

La novela se estructura en capítulos que son fechas señaladas de la Historia de España en la época del reinado de Carlos I, hijo de los Reyes Católicos.

La autora realiza un trabajo histórico extraordinario. Novela escrita maravillosamente.

“La Comunera”, María Pacheco, una mujer rebelde, es una lectura muy recomendable. Gracias Toti.

“Castillos en el aire” de Ana Alcolea.

ALCOLEA, Ana: “Castillos en el aire”. Grupo ANAYA S. A., 2015. Colección El Duende Verde. Ilustración: Mercé López. Literatura Infantil-Juvenil, 77 páginas.

Ana Alcolea, en el prólogo del libro, nos dice: “Un libro es una llave que abre la puerta de la imaginación de cada lector”…”Los lectores y escritores somos magos: a través de las palabras creamos un mundo en nuestra imaginación”. Palabras con las que esto plenamente de acuerdo.

Con la imaginación podemos volar tan lejos como nos propongamos, crear situaciones agradables que nos hacen felices, intensamente felices aunque sea por breve tiempo.

La imaginación también nos abre puertas, nos da soluciones a situaciones que creemos imposibles. La imaginación hace magia, por tanto, somos magos.

La autora, de la mano de la abuela de Marcos, nos presenta esta novela, contándole a su nieto la historia de Santiago, hijo de un farero al que le gustaba mucho dibujar y quería ser constructor de castillos que no fueran de arena y se los llevaran las olas del mar, quería hacerlos de piedra para que perduraran siempre.

En el viaje que inicia Santiago aprenderá mucho, como: “En la vida existen muchas cosas hermosas y no hace falta hacer ninguna competición entre ellas”. “Nadie es como todo el mundo”.

Aprende a leer y escribir de la mano de su amiga Rosana.

Descubre qué es el papel, que los dibujos en él, no se borran. Conoce los libros por primera vez, los toca, los admira.

Es una historia llena de esperanza, donde todo es posible si lo deseas con toda tu alma y te esfuerzas por conseguirlo.

Gracias, Ana, por este cuento tan bonito.

“El niño en la cima de la montaña” de John Boyne.

BOYNE, John: “El niño en la cima de la montaña”. Ediciones Salamandra, 2016. Novela histórica. 249 páginas.

John Boyne vuelve a hurgar en la sensibilidad y remueve los sentimientos del lector con esta novela.

Nos trae de nuevo la trágica historia del siglo XX, II Guerra Mundial, un tema que como tal no aparece en la novela pero sí como fondo, de soslayo.

El niño protagonista llamado Pierrot en Francia y Pieter en Austria-Salzburgo-Berchtesgarden, pasa nueve años -de los 7 a los 16- en las montañas del Obersalzberg.

En estos años va a vivir una transformación por dentro y por fuera debido a la admiración que siente por aquel que ostenta tanto poder en Alemania. Se separa de su mejor amigo de la infancia, del amor y fidelidad a la familia. Rompe con los afectos. Pasa de ser un niño sensible y empático a un adolescente cruel que únicamente ve, oye y siente lo que dice y dicta su “guía espiritual”.

En la escalada hacia el poder, Pierrot dejó de existir para dar paso a Pieter, y sin ser consciente de todo, en este camino perdió a su única familia, a sus amigos, a la niña de sus ojos y cuando todo terminó, volvió en busca de sus orígenes.

Los años siguientes, Pieter, pasó yendo de un lugar a otro, viendo y horrorizándose de las huellas destructivas de la guerra en los rostros de la gente, en las estampas que reflejan las ciudades.

“El niño en la cima de la montaña” es una novela impactante, te remueve, te hace reflexionar y plantearte las siguientes preguntas: ¿qué hemos aprendido? ¿el ser humano es capaz de enmendar sus errores? ¿acaso en el siglo XXI no se están cometiendo atrocidades contra la humanidad?